miércoles, 4 de mayo de 2011

Campylobacter jejuni

Artículo realizado por Esther Cano y Eva Laviña

Campylobacter jejuni es una especie bacteriana de la familia Campylobacteraceae.

Clasificación científica

Es un bacilo Gram negativo que presenta movilidad mediante uno o dos flagelos polares, situados en sus extremos. Es sensible a las temperaturas ambientales ya que su desarrollo se produce a 42º C. También es sensible a la desecación, a los desinfectantes y al oxígeno en dosis excesivas aunque como se trata de un organismo microaerofílo, necesita niveles reducidos de oxígeno para sobrevivir. Es una bacteria catalasa y oxidasa positiva, capaz de reducir los nitratos, pero que no puede consumir la glucosa.

Los medios secos y los medios ácidos son muy perjudiciales para ella, lo que limita mucho los lugares en donde se puede desarrollar. Es posible encontrar estas bacterias en todas las especies de aves de corral, ganado bovino, ovino y porcino.

La infección de éstas suele ser a través de agua contaminada o de los alimentos. En el ser humano, la transmisión indirecta es la más importante, debida a los alimentos poco cocinados como son las aves (principalmente pollo), la leche y el agua. También puede darse una contaminación directa, debido al contacto de productos cocidos con crudos o bien superficies contaminadas. Por tanto, para asegurarnos de que está no será ingerida y es eliminada del alimento se deberá hacer una cocción adecuada del pollo, pasteurización de la leche y clorado de las aguas. De la misma manera que un almacenamiento adecuado.

Epidemiología

El C. jejuni, es la bacteria que más casos de diarrea registra en países desarrollados, inclusive en un número mayor que las enfermedades de Shigella spp. y Salmonella spp.
Es una infección producida mediante zoonosis transmitida por alimentos especialmente de aves.
Los infectados y personas más frecuentes y vulnerables al C. jejuni, suelen ser niños de 5 años y jóvenes de entre 15 y 29 años. Pero no por ello deben descartrase otros individuos y edades.

Patogénia

Su período de incubación es de 2 a 5 días hasta que se manifiestan los síntomas que suelen durar de 7 a 10 días.
Su cuadro clínico es muy parecido al de la Shigella spp. y Salmonella spp. Consta de:
• Gastroenteritis –diarrea acuosa o ligosa con diferentes manifestaciones ya sean con sangre (no siempre visible), moco y pérdida de células en las heces.)
• Dolor de cabeza, abdominal y muscular.
• Náuseas
• Fiebre.


Estudio e investigación

A pesar de varios estudios, la C. jejuni sigue siendo investigada ya que es difícil la diferenciación entre las cepas patógenas y las no patógenas, aunque se sabe que la mayoría de las cepas aisladas desde carnes procedentes de pollos son patógenas.
Los medios selectivos para poder investigar a ésta célula son mediante materias fecales y los más usados son los medios antibióticos como los Skirrow, Butzler y Campy-BAP; y el mediano selectivo agar sangre. Este proceso requiere unos tiempos de incubación prolongada, ya sea de una a dos semanas.

También se ha investigado que para causa la enfermedad no es necesario una gran cantidad de ésta bacteria. Se dice que basta una cantidad de entre 400 y 500 pueden causar enfermedad en algunos mientras que en otros se necesitan mucho más para causarla. También es un factor a tener en cuenta la susceptibilidad del huésped a la hora de la dosis necesaria para causar la infección. Una cantidad de 10 o menor de C. jejuni no transmite la infección.
Actualmente (2007) son conocidas (y aceptadas) 2 subespecies:

1. Campylobácter jejuni subsp. jejuni

2. Campylobácter jejuni subsp. Doylei